Iniciar sesión

Los Asesinatos del Juguetero

En los bajos fondos de la España de los años veinte se habla del infame Juguetero. Para el pueblo es un terrorista, un criminal o incluso un demonio, pero las autoridades lo señalan simplemente como un peligroso anarquista. Ni las fuerzas del orden ni los verdaderos anarquistas saben nada cierto sobre él. Sus ingenios hacen volar por los aires sedes bancarias y asesinan a hombres poderosos. Sus sicarios se volatilizan sin dejar rastro tras cumplir con su cometido. Es rápido, eficaz y letal, y parece que maneja poderes más allá de la comprensión humana. Por eso el rey Alfonso XIII y el director de la Guardia Civil han decidido reunir en secreto a un grupo especializado en casos poco convencionales. Vosotros sois ese grupo, gentes de mala reputación, hambrientas de saber oculto. Debéis detener y capturar al Juguetero, vivo o muerto. ¿Aceptaréis el reto y os enfrentaréis al submundo arcano de la España de los Mitos de Cthulhu?



Contenidos
#TítuloCAutorV
0Los Asesinatos del JugueteroJosé Mariano Sáez


Pág. 10/10
Neddam Bibliotecario
31-10-2019 21:12

15900 mensajes
Twitter Web

No hagamos trampas, que yo en ningún momento he metido los Mitos de Cthulhu por en medio, hablaba de que unos bandidos te maten o te violen, que parece que lo primero no es censurable y lo segundo si, cuando lo primero es desde luego mucho más definitivo que lo segundo.

Pero vamos, que yo lo único que digo es que estoy en contra de censurar este tipo de contenidos, que estamos hablando de jugar a rol y por lo tanto a nivel de autor debería valer todo, los filtros deberían aplicarlos los directores de juego en su mesa dependiendo de las sensibilidades que haya en su mesa.

Dicho lo cual yo ni siquiera traslado el racismo o el machismo típico de los años 20 a mis partidas cuando dirijo, por lo que entenderéis que jamás se me ocurriría hacerle una atrocidad así a un pj, lo único que defiendo es el derecho del autor a escribir lo que quiera, y evidentemente el nuestro a no comprar si el contenido nos ofende.

Brián
31-10-2019 21:25 (editado 31-10-2019 22:12)

1276 mensajes
↕ 13 minutos ↕
Tal como dijo Neddam aquí:

Pero vamos, que yo lo único que digo es que estoy en contra de censurar este tipo de contenidos, que estamos hablando de jugar a rol y por lo tanto a nivel de autor debería valer todo, los filtros deberían aplicarlos los directores de juego en su mesa dependiendo de las sensibilidades que haya en su mesa.

Yo estoy de acuerdo con esto. El problema es la consecuencia que en algunas ocasiones se quiere sacar de esa concienciación (que creo positiva) sobre temas especialmente sensibles (o, como este que plantea Marge, dramáticos). Me refiero a reprimir la presencia de esos temas en cualquier manifestación de ficción creativa (teatro, cine, literatura, ¿rol?). Creo que es un camino peligroso que en el mundo del rol termina teniendo que presentar a los jugadores un consentimiento informado de respuesta múltiple como este (preparado por Monte Cook y colgado en su página en septiembre de este año, si no estoy equivocado):

Recomiendo la atenta lectura del documento que acompaña al formulario, también publicado por Monte Cook: aquí (la descarga es gratuita).

Sigo pensando que el buen gusto y la delicadeza al tratar cualquier temática de este tipo, unidos a la justificación narrativa, son el mejor antídoto contra la brutalidad soez de los indiferentes (o de los quieren tirar de rupturistas e iconoclastas), de una parte, y de otra contra la hipersensibilidad de aquellos que, inevitablemente, terminan convirtiéndose en censores.

A partir de ahí, creo que cada uno debe decidir qué tipo de juego y qué ambientación es su taza de té, informarse sobre el tipo de partida en la que va a participar y luego actuar en consecuencia: no condicionando o frenando su desarrollo o sacando una tarjeta "x", sino gestionando sus sentimientos y emociones como se espera de alguien con madurez suficiente o, en última instancia, si se le hace insoportable, levantándose de la mesa o colgando. La cosa, en cambio, parece ir por otro lado: los jugadores señalan qué les molesta o incomoda y es el Máster el que debe acomodar la historia a esas preferencias del público y en última instancia, si el escenario que tenía pensado termina reducido a una parodia de lo que era, quizá levantarse él de la mesa para dedicarse a otra cosa (jugar al mus, por ejemplo).

Esculapio0
01-11-2019 09:14

6652 mensajes
Web
↕ 11 horas ↕
Tal como dijo Brián aquí:

actuar en consecuencia: no condicionando o frenando su desarrollo o sacando una tarjeta "x", sino gestionando sus sentimientos y emociones como se espera de alguien con madurez suficiente o, en última instancia, si se le hace insoportable, levantándose de la mesa o colgando. La cosa, en cambio, parece ir por otro lado: los jugadores señalan qué les molesta o incomoda y es el Máster el que debe acomodar la historia a esas preferencias del público y en última instancia, si el escenario que tenía pensado termina reducido a una parodia de lo que era, quizá levantarse él de la mesa para dedicarse a otra cosa (jugar al mus, por ejemplo).

-- Amén. Otro día con más tiempo doy mi opinión.

Tillinghast Bibliotecario
01-11-2019 09:31

5120 mensajes
↕ 16 minutos ↕

Yo daré la mía, que tengo tiempo y ganas de #BerengenalAlert

Comprendo que, sobretodo en eventos y jornadas, se deba cuidar las diferentes sensibilidades que se puedan encontrar. Pero lo de la tarjeta X, para mí, es directamente censura.

Estamos infantilizandolo y victimizandolo todo, un papanatismo made in USA.

Y creo que para evitar disgustos, es mejor prevenir que curar. Porque cuando sale la tarjeta X, ya es tarde. Cuando alguien la alza, el primer disgusto ya lo ha sufrido. Y si es un tema delicado, dudo que lo olvide durante la partida por mucho que el Master modifique la trama*

Y la solución, para mi, ya está inventada. Se llama Código Pegi

Y dejo el hilo para lo que se creó. Disculpa, Entro

*ese tema de las obligaciones del Master no lo quiero tratar, me centro en el bien de la persona ofendida - como apuntaba Mage Marsh - y contra la censura in media res o a los creadores - como decía Neddam -

Esculapio0
01-11-2019 10:11

6652 mensajes
Web
↕ 40 minutos ↕

Aquí estamos mezclando dos conversaciones: cómo gestionar la situación en mesa, que es algo de lo que ya se ha hablado en otros hilos, y cómo un autor podría o debería plantear ciertos temas a la hora de escribir un escenario.

Como lo primero ya se ha hablado, resumiré.

Estoy en contra de la tarjeta X por múltiples motivos. Enlazando con lo que dice Tillinghast más arriba, la tarjeta X es la aplicación de la "narración compartida" pero a la baja. En vez de que todos participen en construir y añadir y elaborar, colaboran en limitar las posibilidades. No tiene sentido esperar que un GM improvise o "corrija a la baja" una situación que tenía planteada, sin dar ningún tipo de explicación. Es generar un campo de minas para el GM. Si te sientas a jugar a Cthulhu (no digamos a Kult o a Lamentations of the Flame Princess) ya sabes lo que hay, o al menos lo que puede haber.

Entiendo que si durante una partida se da una situación éticamente reprobable, y todos hemos estado en una de esas, somos todos lo suficientemente maduros y educados como para responder de una manera adecuada, haciendo notar nuestra desazón y/o desacuerdo en términos claros.

Y de aquí al tema de cómo un autor podría o debería plantear esto. La cita en concreto me parece bastante mesurada: "y probablemente algunos de los ladrones intentarán aprovecharse de algún miembro femenino del grupo, recibiendo con toda probabilidad el valiente que trate de ayudar una buena paliza.". Y ya está. No dice nada más que eso, ni especifica ningún tipo de agresión concreta. Me puede parecer una frase desafortunada, me puede parecer atrevida teniendo en cuenta "la que está cayendo" con todos estos temas en España en los últimos tiempos... pero tampoco plantea nada descabellado ni se regodea en lo que puede llegar a pasar.

Tillinghast Bibliotecario
01-11-2019 10:22

5120 mensajes
↕ 10 minutos ↕

De acuerdo con Escu 100%

Y disculpen, si he mezclado conversaciones.

He visto tarjeta X y me he perdido

Entwistle Bibliotecario
01-11-2019 10:58 (editado 01-11-2019 11:09)

5258 mensajes
Twitter Web
↕ 36 minutos ↕

Me pilláis un poco mal porque el deber me llama, en forma de mi señora, a ir al Leroy; hasta que pueda explayarme comentar simplemente que estoy de acuerdo en los puntos fundamentales con todo lo que se ha comentado aquí, desde las implacables verdades de Marge hasta el análisis de Tillinghast.

Tal como dijo Tillinghast aquí:

Estamos infantilizandolo y victimizandolo todo, un papanatismo made in USA.

Esto es clave. Por si alguien tiene curiosidad, que le eche un ojo al vídeo recomendando como disfrazarse en Halloween que ha hecho La Vanguardia en Twitter.

Todo podría resumirse en: Conoce a tu grupo, conócete a tí mismo, y actúa en consecuencia.

He visto que se me ha pasado el mensaje de Escu, con el que también estoy de acuerdo. Sin embargo, y poniendo por delante que no estoy ni estaré jamás a favor de coartar la libertar creativa de un autor, sea en el tipo de obra que sea, hay veces que uno puede añadir un poco de mesura al puchero si se añaden determinados elementos accesorios y sin importancia ni implicación sobre la trama. Y es que tan ridículo me parece tildar de machista al módulo Contemplad a la Madre como añadir una agresión cual encuentro aleatorio.

Sr.Perro
01-11-2019 12:03

1716 mensajes
↕ 1 hora ↕

Interesante debate, aunque creo que hay que diferenciar varias cosas.

Por un lado, está lo comentado por Marge. Los sentimientos y o emociones que conllevan distintos actos reprobables. Está claro que acabar con una vida es algo horrible, pero por suerte, ninguno de nosotros salimos a la calle pensando que puede que nos maten ni tampoco jugamos a rol con personas a las que hayan matado. Sin embargo, la realidad es muy distinta cuando hablamos de agresiones sexuales. A pesar de que España, por centrarnos en un lugar, se puede considerar un país seguro donde la probabilidad de que una mujer sea violada por la calle es muy baja, no quita que más de un 7% de mujeres hayan sufrido alguna agresión sexual a lo largo de su vida. Número que asciende al 20% si incluimos parejas y exparejas en los agresores. Aparte, hay que añadir, como ha hecho Marge, el trauma, la estigmatización, los sentimientos de culpa… que conlleva ser víctima de una agresión sexual. Supongo que si los muertos pudiesen jugar a rol, nos plantearíamos algo parecido con respecto al asesinato.

Por otro lado, está el tema de la censura. Creo que en ningún lugar se ha hablado de censurar. Sino de que se debería advertir en los módulos publicados que determinados temas se tratan en su interior. De ese modo la gente que no quisiera encontrarse esos temas en un módulo podría evitar comprarlo. Otros podríamos comprarlo y si no nos gustase, modificarlo o suprimirlo a la hora de dirigir.

Sobre la tarjeta X, no la he usado nunca pero no tendía problema de jugar en una mesa donde estuviese. Para mí, es un elemento más de la narración, como pueden ser los movimientos de un PBtA o los puntos Fate o de drama. Aunque, como bien dice Escu, la tarjeta actúa de limitador de la narración. Sin embargo, en ningún momento la veo como un elemento censor. Principalmente porque es el director de juego quien decide si la tarjeta X está o no está presente en su mesa de juego. Por otro, porque muchas veces el efecto se puede limitar a un fundido en negro y continuar la trama sin haber narrado esa escena (Cosa que hacemos sin ningún problema por otros motivos, como por ejemplo por falta de tiempo y que dé tiempo a terminar la partida).

Creo que mezclamos también conceptos. No es lo mismo jugar con tu grupo habitual, ya sean tus amigos de toda la vida o gente del foro, donde más o menos sabemos de qué pie cojeamos cada uno, que dirigir en jornadas a gente completamente desconocida. A mi entender, aunque nada impide que la uses con tus amigos, el principal objetivo tanto de la tarjeta X como de mecanismos similares son las partidas de jornadas, donde probablemente no conozcas ni al master ni a los jugadores de antemano. De nuevo me refiero a que es el director quien decide si este elemento está o no en su mesa de juego y por lo tanto es él quien decide si dirige o no en ese campo de minas como lo habéis definido.

En mi caso, preferiría mil veces que alguien me dijese, por favor, no sigas con esta escena a que alguien se levantase de mi mesa y se marchase o tuviese que colgar la llamada. Realmente me parecería horrible. También creo que el Máster debe acomodar la historia a los jugadores. Las sensibilidades de cada persona son muy diferentes. A mí me puede gustar jugar a Cthulhu pero incomodarme la violencia extrema, o puede gustarme el gore pero no ponérseme mal cuerpo con el maltrato animal. Decir, si has venido a jugar a Cthulhu te comes lo que te pongan por delante porque al ser horror le da carta blanca al director para plantear cualquier situación me parece cogérsela con papel de fumar. También es curioso como los personajes pueden hacer el cafre desviando la trama completamente de la historia que tenía preparada el guardián y lo vemos como un genial ejercicio de improvisación, pero si los jugadores piden que se cambie algo de la trama porque les incomoda es que son unos censores que están acabando con la diversión del resto de la mesa.

El código Pegi, ya se han usado cosas similares en jornadas y en aventuras. En la extinta google plus alguien creo una serie de iconos orientados al rol que cubrían bastante bien las distintas opciones. En general me parecen una buena herramienta pero hay una diferencia con los ratings de series, películas o videojuegos que hace que pierdan algo de su valor. Por centrarnos en los PEGI, es la productora quien asigna una clasificación, pero una institución externa debe validar esto antes de que el juego pueda usar el descriptor. Esto pone unos estándares y trata de objetivizar el proceso. En el rol, la responsabilidad cae completamente en el director de juego que monta una partida, lo que hace que sea un proceso subjetivo.

Un saludo y perdón por la chapa.

Brián
01-11-2019 12:37 (editado 01-11-2019 13:13)

1276 mensajes
↕ 33 minutos ↕

Evidentemente, los muertos no juegan a rol (o sí, quién sabe, pero no con nosotros), pero sí lo hacen quienes han sufrido violencia, personas a las que se les han muerto seres queridos por enfermedades horribles, quienes no pueden tener hijos, o han perdido un hijo, personas que han sobrevivido a un accidente de tráfico o a un atropello ... elementos que cualquiera puede reconocer en algún escenario que ha jugado. Todos tenemos una biografia (es más, a partir de cierta edad, todo se vuelve biografía) y creo que a todos nos ha salido en alguna partida de rol algún tema que nos toca de cerca, igual que hemos visto una película o leído un libro que nos ha conmovido por la misma razón. Si abres esa puerta para atender a todos los sentimientos y emociones que una partida puede generar en los jugadores y les entregas la capacidad de condicionar la historia, creo que se está haciendo un flaco favor. Desde luego, para mí, la tarjeta X es anatema.

Información previa muy general sobre qué temas pueden salir en la partida o sobre qué temas se tratan en un módulo: no me plantea ningún problema. Incluso si se institucionalizara un sistema de clasificación en manos de una autoridad externa, siempre que se plantee como una simple objetivación de la información que se transmite al consumidor sobre la adecuación del producto para según qué edades/sensibilidades y no sea la vía para introducir una una censura previa, como pasó con el Comic Code.

Y aquí lo último que quiero decir. Esa lacra que es la tarjeta "x", y en general la filosofía de entregar el poder a los jugadores para condicionar la historia según sus sensibilidades, si se generaliza, terminará afectando a la creación de escenarios. Luego sí que hay una íntima relación entre la censura (para mí sí lo es) en mesa y la (auto)censura del creador cuando escribe un escenario. En la medida en que aquella se refuerce, hará esta una realidad. Paradójicamente, será la comunidad de jugadores y no un malvado gobierno de censores, la que acabará mutilando, uniformizando, vulgarizando, los productos que consume.

EDITO: os dejo esta página del panfleto de Monte Cook sobre Consent in Gaming dedicado a la "tarjeta X". Parte de la premisa de que los jugadores han rellenado el formulario de consentimiento indicando qué no quieren ver en su partida. Pero además, oye pues se les da la capacidad para hacer cumplir el compromiso e incluso poder cambiar de idea sobre la marcha y utilizar la fórmula convenida para hacer saber a todo el mundo que se encuentran incómodos...

A mí, perdonadme, pero nada de esto me parece razonable.

Como ves, Sr.Perro, no eres el único que da la chapa.

Esculapio0
01-11-2019 13:43

6652 mensajes
Web
↕ 1 hora ↕

No merece la pena comentarlo.

Este tipo de actitudes no están haciendo ningún bien a la afición.

Pág. 10/10

Nueva opinión



Twittear
Los Asesinatos del Juguetero

Español, 120 págs.
Escenarios, Otros
Nosolorol Ediciones (RN061), Sep 2019
ISBN: 9788417775421

3.00, 6 dueños

Opiniones (96)
Los Asesinatos del Juguetero 120 Nosolorol Ediciones 9788417775421
3.00 10 0 6
Últimos mensajes Feed
Hoy a las 09:37: Mensaje de Sr.Perro en El recolector de gusanos (sección de Biblioteca)

Hoy a las 08:21: Mensaje de Neddam en Delta Green como juego independiente (foro de Mitos de Cthulhu)

Ayer a las 21:33: Mensaje de Esculapio0 en Legendarios de Cthulhu - la integral (foro de Partidas)

12-11-2019 21:05: Mensaje de Whagan en Juegos con "atmósfera lovecraftiana" pero no necesariamente "cthuloideos" (foro de Mitos de Cthulhu)

12-11-2019 18:31: Mensaje de Tillinghast en La muerte de John Doe (CoC 7ª) (foro de Partidas)